Leyendo
El teatro según Tarantino

El teatro según Tarantino

Avatar

El estreno en 1992 de Reservoir Dogs (Reservorio de Perros) supuso un soplo de aire fresco en la cinematografía mundial. Con un estilo particular de contar historias (tanto en lo visual como en lo narrativo), Tarantino supo imprimir su sello a su cine, así como la directora teatral Rocío Tovar ha sabido darle el suyo a su versión para las tablas de esta emblemática cinta.

Esta puesta es una reposición de una adaptación libre. “Los Perros” cuenta la historia de una banda organizada, integrada por seis individuos desconocidos entre sí y con seudónimos de diferentes colores, que se asocian para cometer el crimen perfecto: atracar una joyería y robarse los diamantes que están en la bóveda. Sin embargo, poco antes de concluir el gran golpe, se desata una sangrienta emboscada por parte de la policía que esperaba advertida. Algunos mueren en el atraco y otros logran huir y reunirse en el lugar acordado: El depósito… donde surge la duda. ¿Cuál de estos perros habrá sido el traidor?

Siguiendo esta puesta en escena bien lograda y entretenida llegamos a responder esa interrogante con cada una de las actuaciones encabezadas por Pietro Sibille (Sr. Blanco) y Pablo Saldarriaga (Sr. Naranja) y secundados por Manuel Gold (Sr. Rosa), Óscar López Arias (Sr. Rubio), Nicolás Galindo (Eddio Cabot), Víctor Prada (Joe Cabot) y Omar García (Marvon Nash). Todos orquestados de manera ordenada y precisa bajo el juego de luces, sonido y balas que encajan a la perfección con los espacios que se generan en una sola escenografía que se transforma.



Para el popular actor Manuel Gold el teatro siendo un medio de comunicación distinto al cine, la adaptación hecha para este formato ha sido todo un reto que la directora, ha sabido llevarla a buen puerto. “Lo bueno del teatro es que te da muchísima posibilidad de juego y de transformación en base a pocos elementos, como por ejemplo en la escena donde se apagan todas las luces y entra una luz cenital que solo te señala una parte pequeña del escenario y te transporta a otro lugar, ya no se está en el depósito … o mi escape de la joyería que está diseñado con un juego de luces diferente al que se está usando que rompe con lo que se está viendo, yo rompo corporalmente también, empiezo a gritar, a correr y suenan sirenas porque para Rocío el sonido y la música han sido otros personajes”.

Para el reconocido actor Víctor Prada “Tarantino es mucho más que violencia y balaceras, y esta puesta va más allá de la sangre, las luces o los efectos especiales, el guion trata temas como los códigos de hermandad entre las personas, en este caso delincuentes, pero que muestra su lado humano y Rocío Tovar ha sido muy buena en llegar a introducir esa idea a los actores. De que la violencia es innata al ser humano y que tiene que aflorar debido a estímulos que sufren los personajes. En la vida real todos tenemos ese grado de violencia que puede aflorar en momentos de estrés y tensión y que pareciera normal que aflore en estos tiempos”.

“Los Perros” va de jueves a domingo a las pm hasta el 21 de octubre en el auditorio Mario Vargas Llosa de la Biblioteca Nacional (Avenida De la poesía 160 – San Borja)


Los artículos firmados y/o de opinión son responsabilidad de sus autores.

Click to Hide Advanced Floating Content