Leyendo:
Para votar con honor
2 minutos

Para votar con honor

Para votar con honor no hagas casos a las encuestas. Vota con convicción, sin fijarte en los demás y menos hacer cálculos del “voto perdido”.

Es el poder de la democracia y no de los grupos de poder, la señora de la cola en el colegio que te dice vota por este porque en realidad obtuvo un regalo del candidato, el que te wasapea o tuitea con emoticones siendo una waripolera con lampa, el que te dice por quién votar, persuadiéndote, aléjate y hazle mueca. Revisa el plan de gobierno, la propuesta, si tiene. Guglea sus ‘anticuchos’, sus denuncias y su CV. Mira sus fotos de Odebrecht. O fíjate a quiénes apoya.

Sospecha de todo. La risa del cínico, las muletillas del falsificador, el corrupto tras la colorada piel, la nariz grande naranja, el marcial matón, las burbujas del niño grande, en fin, sospecha del patético que puso un bosque de carteles con su rostro y dile gracias a los personeros y miembros de mesa.

Tu voto es diferente, es tu mente individual sobre la colectiva, el dardo único y fino que entra a una ánfora para terminar en el próximo que te robará : “Este me robará menos, no, este más, no, por favor, este nos robará poquito, con fe”.

LA INFORMACIÓN AL INSTANTE
RECIBE NUESTRO NEWSLETTER REGISTRÁNDOTE CON TU CORREO ELECTRÓNICO Y MANTENTE INFORMADO

Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Enter.

No estás conectado a internet